Dibujos animados

Santiago Gil
Como un espejismo, los años, los recuerdos, la vida que uno vive. De repente todo el pasado se asemeja a una película desgastada por el tiempo, cada imagen es un fotograma que se aleja, o a veces sucede todo lo contrario, ni siquiera recuerdas y lo que crees que viviste no ha llegado todavía, fue solo un sueño, un deseo, una especie de dejá vù perdido en algún espacio ignoto del universo.
Mientras escribo escucho de fondo la banda sonora de unos Dibujos Animados. La vida es siempre bella cuando se traza con colores luminosos o cuando se narra como un cuento para que los niños sueñen. Me recuerdo niño viendo Dibujos Animados sin saber aún lo que la vida me tendría deparado cuando esos dibujos se convirtieran en vivencias y en días que pasan, en memoria, en padres que envejecen, en amigos que no he vuelto a ver desde el colegio, en amores que aguardaban todavía lejos o en esa hija que te devuelve la mirada como si te reconociera mucho más allá de tus adentros. No me gusta el mundo que le estamos dejando a esos niños que llegan. Ningún mundo ha sido nunca perfecto, pero este que se está creando es soez y pendenciero. Están ganando cada vez más los insolentes, los arrogantes y los que solo son felices tachando vidas rotas en sus agendas. No me gusta este mundo que pisotea a diario los Derechos Humanos y que asiste pasivo al latrocinio legal o ilegal, privatizando o robando, de todo lo que era nuestro. No me gustan los fundamentalismos, las mafias que dejamos que se extiendan por todas partes o el feudalismo de esos países que niegan todas las libertades y que casi aplaudimos por la necesidad de sus recursos naturales. En ese espejismo efímero que contaba al principio se nos están quebrando todos los asideros casi sin darnos cuenta. Hace tiempo que no creo en grandes revoluciones ni en los demagogos que aprovechan las crisis para alimentar su ego. Esto será una anécdota a los ojos de la eternidad, un fondo oscuro, lejano y olvidado, como esos hormigueros en los que también transitan existencias acarreando migas de pan de un lado para otro todo el tiempo. Es cierto que hubo épocas peores, que hubo esclavitud, que se justificaba la muerte del que pensaba diferente y que estuvo Auswitch: pero uno quería creer que habíamos aprendido de todo aquello y que acabaríamos entendiendo ese ligero tránsito en el que respiramos o soñamos unos pocos decenios. No era así, y nos toca comenzar otra vez de nuevo. Los Dibujos Animados siguen sonando a lo lejos, y escucho risas de niños. No todo está perdido. La evolución de las especies, Darwin, el triunfo de lo bello, los días que comienzan para que podamos reconstruir todo nuevamente. El azar que nos deja atónitos siempre. El milagro de poder escribir para luego darnos cuenta. Todas esas palabras que sí mueven montañas y cambian los tiempos.
CICLOTIMIAS
Hay rocas que adormecen animales prehistóricos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies