Fallece a los 63 años el exministro de cultura y exdirector del Centro de Arte Reina Sofía, José Guirao

  • José Guirao ha muerto en la madrugada del domingo al lunes en Madrid debido a un cáncer que le fue diagnosticado en marzo de 2021.
  • Fue ministro de Cultura y Deporte de junio de 2018 a diciembre de 2020 y hasta el momento era el comisionado para la conmemoración del 50º aniversario de la muerte de Pablo Picasso

El pasado 17 de septiembre, el actual ministro de Cultura y Deporte, Miquel Iceta, le nombró comisionado para la conmemoración del 50º aniversario de la muerte de Pablo Picasso, en calidad de titular de la Presidencia de la Comisión Ejecutiva constituida para la efeméride, que se celebrará en 2023.

José Guirao Cabrera (Pulpí, 1959), licenciado en Filología Hispánica, había sido director del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía (1994-2001); y director general de Bellas Artes del Ministerio de Cultura (1993-1994).

Desde su salida del Ministerio, era director general de la Fundación Montemadrid, puesto que había ocupado desde la creación de la entidad en 2013, hasta su nombramiento como ministro, y de cuyo centro sociocultural, La Casa Encendida, fue responsable entre 2001 y 2013.

Previamente, había sido director general de Bienes Culturales de la Junta de Andalucía desde 1988 a 1993. Hasta el momento, era patrono del Museo del Prado, como anteriormente lo ha sido de la Fundación Federico García Lorca, de la Fundación Antonio Gala y de la Fundación José María Sicilia.

Como dice Antonio Lucas en El Mundo, si en política fuese habitual la elegancia que él desprendía confiaríamos de otro modo en la política. José Guirao (Pulpí, Almería, 1959) fue el último ministro de Cultura con motivos para serlo en el Ejecutivo de Pedro Sánchez. Es más: puede que José Guirao -Pepe para el mundo- haya sido el mejor de los representantes de esa cartera en la última década, por dejar el asunto cerca de un número redondo, desde los tiempos de César Antonio Molina. Se había afianzado en la política cultural por el cuidado de dos mujeres: Carmen Calvo y Carmen Alborch.

De los profesionales del sector cultural (signifique eso lo que signifique), Guirao estaba entre los de trayecto mejor hecho. Desde la licenciatura en Filología Hispánica en la Universidad de Murcia hasta el primer Gobierno socialista de Sánchez, no se apartó del camino de la gestión en asuntos de cultura. El arte fue el lugar donde mejor hizo nido, pero le interesó todo. Exactamente todo.

Si continúa navegando, acepta nuestra política de cookies    Más información
Privacidad